Gastrectomía vertical laparoscópica como puente para reparación de eventración gigante recidivada en pacientes con obesidad mórbida, a propósito de 3 casos

Rajesh Gianchandani Moorjani

Resumen

La reparación de eventraciones en pacientes obesos mórbidos (IMC>40), tiene una alta tasa de complicaciones tipo seromas, hematomas, infecciones y recidivas. Se puede realizar vía abierta o laparoscópica, donde las complicaciones son menores. Pero, si tratamos la obesidad mórbida antes de la eventración, los resultados son mejores.
Presentamos nuestra experiencia con 3 casos de pacientes con IMC >40 (media de 52) que presentaban eventración línea media redicidivada, intervenidas en nuestro Hospital Universitario de tercer nivel. Las pacientes fueron valoradas en una unidad especializada y se les realizó primero una gastrectomía vertical laparoscópica. Pasados al menos 8-12 meses y tras bajada importante de peso, con porcentaje de exceso de IMC perdido >60%, se procede a reparación de la eventración. En uno de los casos, debido a las dimensiones de la eventración fue necesario realización de neumoperitoneo preoperatorio y posteriormente eventroplastia con separación de componentes anterior. En todos los casos se colocó una malla de doble componente intraperitoneal. La evolución postoperatoria fue favorable, y al año no existen datos de recidiva de las mismas y mantienen un adecuado peso corporal.
La realización de cirugía bariátrica previa a la eventroplastia aporta ventajas en pacientes seleccionados y permite una óptima reparación de la pared abdominal, siendo opción a tener en cuenta.

Palabras clave

Eventración; Obesidad Mórbida; Cirugía Bariátrica; Serie de casos

Texto completo:

PDF PDF (English)

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.